+

lunes, 20 de junio de 2011

Bienvenidos al futuro, bienvenidos a la nube...

... O eso pensaran muchos y razón no les faltará, pero no es un concepto nuevo y menos lo ha inventado Apple. No va a ser un post criticando a Apple ni por asomo, ya que me parece genial lo que ofrecen, pero hace tiempo escuché una frase que me dejó perplejo y no quiero que se repita aplicado al Cloud: "¿Has escuchado la nueva canción de Avril Lavigne? Si, Basket Case es genial"


Después de haceros sufrir un poco, empecemos explicando que significa "Cloud". A grosso modo es ofrecer unos servicios en red de manera que el usuario no necesite saber de dónde vienen las cosas y que siempre estén accesibles. Abrimos nuestro reproductor de musica favorito y escuchamos canciones, nos da igual que estén en un ordenador con ip X.X.X.X que Y.Y.Y.Y, no tenemos que saberlo, el programa lo hace por nosotros. Lo mismo se puede aplicar a otros servicios multimedia.

Pero el cloud es mucho más eso, lo que nos ofrece, en el ambito multimedia por ejemplo, es que si el servidor que almacena los archivos se rompe, nosotros no nos damos ni cuenta, porque aparece un "gemelo" que seguirá con el trabajo del otro.

Esta parte multimedia es la que se irá poniendo de moda poco a poco, con ejemplos como lo que Apple quiere ofrecer o lo que Google ya ofrece desde hace tiempo, aunque ya desde hace tiempo hay otros sectores que aprovechan el cloud como pueden ser las empresas de hosting. ¿Para qué tener un servidor dedicado que se puede romper y dejarte sin servicio durante un tiempo? El cloud soluciona esto, el tener siempre el servicio activo. ¿Cómo lo hace? Sencillo, gracias a la virtualización y al Cloud.

Un cloud es ni más ni menos que muchos servidores que actuan como uno sólo, y si uno se rompe, no pasa nada, los otros se encargan de hacer el trabajo del caido. Esta idea, unida a la virtualización de sistemas, ofrece la posibilitad de evitar grandes problemas. Como tenemos varios servidores como si fuese uno sólo, podemos tener todo el trabajo dividido. Del almacenamiento se ocupará uno o varios, según necesidades, con teras y teras de disco. De hacer que funcionen los sistemas virtualizados tendremos a otros, que no necesitarán mucho disco duro pero sí ram y procesador. Y por ultimo tendremos otra tanda que se ocupará de que todo funcione y si falla algo, avisar y ocuparse de repartir el trabajo entre los demás.

¿Qué ventajas ofrece? A la empresa que ofrece el cloud le da el beneficio de la escalabilidad, puede empezar con 2 servidores e ir conectando más según lo necesite, y al que contrata el hosting, reducir el riesgo de que el sistema esté parado con los problemas que ello trae. ¿Es 100% fiable? No, como todo en este mundo no es perfecto, pero bien llevado reduce los fallos a "simples" fallos de red y los que nunca, nunca van a faltar son los fallos de "Capa 8"*.

¿Qué diferencia hay entre el cloud y los servidores virtuales? Básicamente son lo mismo, con la ventaja de los clouds que antes comentaba. Los servidores virtuales simplemente es una máquina real con los servidores virtuales corriendo, si se cae el real, los virtuales se caen con él mientras que en el cloud habrá una serie de servidores disponibles que se ocuparán del trabajo del caido mientras se repara/cambia el que se ha caido.

Espero haber despejado un poco las dudas sobre lo que el cloud hace, ya que el ejemplo de un cloud para hosting se extiende a cualquier otro tipo de cloud. A ver si puedo hacer un par de post dedicados a este tema explicando cómo montar tanto un servidor virtual como un cloud, que no es tan complejo como parece.

* Ver modelo de red OSI y añadir la capa 8 "Persona", causante del 99'9 periodo de los errores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario